Turismo de San Pedro de Atacama

Resaltan turismo motorizado en San Pedro de Atacama

Rate this post

Quién diría que un lugar considerado inhóspito como el desierto pudiera albergar tanta hospitalidad, gentileza, y recreación natural como ofrece el hacer turismo en San Pedro de Atacama. La reciente noticia del interés extranjero por visitar y aventurarse en el desierto más árido del mundo ha traído nuevos recursos y dinamismo a la economía de las comunidades.

Hay muchas cosas que llaman la atención de ecologistas de este antiguo lecho marino que hoy es desierto. No solamente el hecho de que existan zonas tan sorprendentes como el área central, la cual puede tener periodos de más de 400 años sin recibir lluvia, sino por los muchos recursos mineros que hoy son parte importante del desarrollo económico de Chile.

Uno de los aspectos que más se destaca en esta interesante noticia del diario La Tercera es la forma de turismo sostenible que se da en San Pedro de Atacama, en la cual hay también participación a la comuna de este altiplano, siendo On Safari el único tour operador que ha ideado las rutas a seguir y provee a los turistas de todo lo necesario para vivir una gran aventura natural y conocer las cultura indígena de las áreas aledañas. La excursión se lleva a cabo en motos, utilizando vías mineras que ya estaban en desuso. Es una propuesta acertada la de Juan Pablo Rivas, presidente de On Safari, de proveer motos de cuatro ruedas para los extranjeros que no sepan cómo conducir una moto.

Turismo en San Pedro de Atacama

Dentro de las atracciones del tour de seis días, el turista de aventura podrá experimentar diferentes sitios de hospedaje, la cultura culinaria atacameña y quechua y apreciar los diferentes parajes del desierto hasta la misma frontera argentino-boliviana. El reporte indica que los turistas aman la hospitalidad de los lugareños y que existen más de 57 atracciones en San Pedro de Atacama que pudieran ser integradas a las rutas turísticas.

No cabe duda que hacer turismo en San Pedro de Atacama, más que los géiseres, el desierto, y el cielo más despejado del mundo, es una gran ruta que promete al turista ecológico y al aventurero, calor humano, paisajes de ensueño y memorias perdurables.